El ácido hialurónico

ácido-hialurónico-portada-2-blog-estetica-21

Hoy en día podemos encontrar multitud de cremas y de tratamientos que contienen uno de los mejores elementos para mantener nuestra piel firme y rejuvenecida: el ácido hialurónico.

Este ácido no solo se aplica a la cosmética y tratamientos de rejuvenecimiento de la piel, ya sea en crema o en inyecciones, sino que además se utiliza en multitud de tratamientos para las articulaciones y otras dolencias, como puede ser en odontología.

Es un ácido que se encuentra en los tejidos y órganos del cuerpo humano, permitiendo la elasticidad y manteniendo la elasticidad. Por lo que es uno de los mejores ingredientes para mantener esas características de los diferentes órganos.

Primero, conocer el ácido hialurónico

fórmula-ácido-hialurónico-blog-estetica-21Para aquellos que aún no conozcan este ácido, en realidad es un azúcar, entrando en términos más científicos es un polisacárido del tipo de glucosaminoglucano.

Este ácido se encuentra, sobre todo, en la piel, donde se encarga de retener el agua y permite que se encuentre más elástica, protegerla y permitirle un mejor aspecto.

El ácido hialurónico tiene como gran virtud, sobre todo si nos referimos a la piel, su capacidad de retener agua, multiplicando por 1000 su peso en agua., en cada molécula.

Este ácido se consigue formar gracias a la acción de las enzimas sintetasas que se encuentran en la parte interior de la membrana celular.

Por desgracia, este tipo de ácido se va perdiendo paulatinamente con la edad y aunque se regenera automáticamente, no lo hace al mismo tiempo que se destruye.

Por eso a partir de los 35-40 años, es cuando podemos notar como la piel va perdiendo su firmeza y va descolgándose poco a poco, sobre todo en la cara, ya que la reposición de este ácido es menor que edades más tempranas.

Los cosméticos o cremas e incluso inyecciones de este ácido lo que hacen es aumentar la cantidad de este ácido y estimular a las células a su producción de forma natural, estimulando a su vez la creación de colágeno. Por eso la piel se muestra tan agradecida cuando usamos cremas con este tipo de componente.

Beneficios sobre la piel del ácido hialurónico

Como te acabamos de comentar, el ácido hialurónico se encarga de retener y mantener equilibrada la humedad de la piel, evitando su envejecimiento, y logrando que adquieran volumen, lo que provoca una reducción de las arrugas.

Por lo tanto, esta sustancia se utiliza a día de hoy en casi todos los tratamientos antiedad que podemos encontrar en el mercado. De hecho, este ácido se aplica, por norma general de dos formas diferentes:

A través de geles y cremas, de forma externa, que son terapias no invasivas. Se le denomina no reticulado, tiene una estructura más densa y permite una estabilidad durante un periodo de entre 6 y 9 meses.

A través de inyecciones, no solo para la piel, sino también para otras partes del cuerpo, sobre todo articulaciones. En este caso se denomina reticulado, siendo una estructura más líquida y conserva su estabilidad durante 3 meses aproximadamente.

En caso de exposición al sol, que ya es bastante perjudicial para la piel, y más aún si se hace sin ningún tipo de protección, o la exposición a otros factores climáticos, pueden ser reducidos gracias a la acción antioxidante de este ácido.

Según la edad de la piel, las necesidades de este ácido varían, por lo que:

  • Sobre los 30 ayuda a eliminar los primeros síntomas de envejecimiento de la piel
  • Sobre los 40 ayuda a recuperar volumen y reducir los contornos faciales.
  • A partir de los 50 ayuda a recuperar la elasticidad de la piel y reducir la profundidad de las arrugas.

En el tratamiento de la piel, desde los 90 se ha convertido en una revolución, sustituyendo, poco a poco a las inyecciones de la toxina botulínica, o mayormente conocida como botox, para los tratamientos de eliminación o relleno de arrugas.

Normalmente, el ácido hialurónico reticulado, se utiliza en diferentes partes de la cara para conseguir la producción del colágeno de forma natural estimulando a su vez la producción natural del propio ácido. Los lugares donde más se suele utilizar son:

  • Los surcos que nacen bajo la nariz hacia la boca
  • La comisura y el contorno de los labios
  • El entrecejo
  • La frente
  • Las conocidas patas de gallo.

Pero no solo la piel se va a beneficiar de las cualidades del uso del ácido hialurónico, también podemos utilizarlo en otros tratamientos, en este caso médicos, para diferentes patologías.

El ácido hialurónico en la medicina

Y es sobre todo en las articulaciones donde también se pueden aprovechar las bondades de este ácido, y conseguir reparar o mitigar algunas patologías.

Por ejemplo, en el caso de la artrosis, se realizan infiltraciones para lograr una regeneración del cartílago, elemento fundamental para el correcto funcionamiento de nuestras articulaciones.

O también para reducir el dolor generado por esta patología, ya que al mantener hidratada la zona de roce o contacto de la articulación, junto con la estimulación del colágeno, reduce la fricción en los movimientos de los huesos.

En la medicina deportiva ha resultado un gran avance, al poder realizar infiltraciones sobre algunas lesiones articulares, tobillos, rodillas, para que conseguir una recuperación más rápida, así como sustituir el líquido sinovial que tienen estas articulaciones y que permiten un correcto funcionamiento de esta parte del cuerpo.

Seguimos viendo avances en otros campos, como la odontología, tanto en la mandíbula, que es otra articulación más de nuestro cuerpo, como en los tratamientos de encías o mucosa oral.

Incluso es utilizada en tratamientos de patologías relacionadas con la vejiga.

Por lo tanto, como ves, este ácido hialurónico se ha convertido en uno de los mejores productos que podemos encontrar para dar solución a ciertas patologías, siempre bajo la recomendación de un médico.

Y para la piel es, a día de hoy, el producto que mejores resultados ha dado, en comparación a otros tipos de tratamientos, evitando además el temido paso por el quirófano o inyecciones de otros productos, que quizás a la larga no son tan beneficiosos o que pueden tener otros efectos sobre nuestro cuerpo.

Y si quieres conocer cuáles son los mejores tratamientos para tu piel o tu cuerpo, no olvides que puedes visitarnos cuando quieras y conocer otros tratamientos para el cuidado de tu piel.

Menú